María Muñiz es Concejala del Ayuntamiento de Almería desde el año 1991 y actualmente lo es de Alcaldía y de Movilidad y Seguridad . Casada y con 56 años, es Licenciada en Derecho.

En pocas palabras ¿cuál es el concepto de movilidad que defiende tu partido?

El conjunto de estrategias de mejora de la eficiencia de los desplazamientos, que se concreta en una mayor utilización de modos sostenibles, un menor uso del vehículo privado y una mayor eficiencia energética y ambiental. Corresponde a las administraciones establecer esas estrategias, hacerlas atractivas e invertir en las infraestructuras necesarias.

Cuáles son los principales problemas y las ventajas que posee Almería en materia de movilidad?

La situación de distintos barrios ubicados en núcleos diseminados es, sin duda, un inconveniente a salvar, así como el no ser una ciudad completamente llana, como pueda ser Sevilla, por ejemplo. Pero, sobre todo, los almerienses debemos cambiar el ‘chip’ y no utilizar el coche para todo, incluso para distancias exageradamente cortas.

Almería es una ciudad idónea para caminar, las distancias son asumibles y el clima acompaña casi todos los días. Las líneas de autobús son razonablemente aceptables, aunque seguimos trabajando también en su mejora, y tenemos el privilegio de que sean gratis para mayores y personas con discapacidad.

¿Cómo deben ser las zonas de nuevo desarrollo urbanístico en materia de movilidad? ¿Qué medidas incluiría tu partido en el desarrollo de las nuevas zonas urbanas para mejorar la movilidad en las mismas?

Al diseño del nuevo Plan General de Ordenación Urbana de la capital queremos acompañar un Plan de Movilidad en el que estamos trabajando. Nuestra intención en los nuevos desarrollos es aplicar el concepto de «movilidad sostenible», priorizando un diseño urbanístico que permita una regulación responsable del uso del coche, favorezca los modos no motorizados, la mezcla de usos urbanísticos y la proximidad de servicios. En este sentido, queremos seguir potenciando el uso de la bicicleta como medio de transporte complementario a los ya existentes, dados sus beneficios para el medio ambiente, la movilidad y la calidad de vida de los ciudadanos. Y para ello apostamos por abrir nuevos kilómetros de carril bici, interconectarlos y que estos tengan su presencia en los nuevos desarrollos.

¿Crees necesario un proyecto de Cercanías en el Andarax y el Poniente? ¿Lo considera tu partido una inversión prioritaria?

Sobre su necesidad, entendemos que sí y dimos nuestro voto favorable en una moción presentada en el Ayuntamiento en este sentido. Hay que analizar bien los costes, plazos y posibilidades. No es una cuestión que dependa sólo de los Ayuntamientos. También la Junta de Andalucía y Adif deben apoyar, por su envergadura, un proyecto de estas características.

¿Crees que será usado masivamente por los ciudadanos, logrando sustituir al vehículo privado? ¿O los almerienses no tenemos remedio y estamos enamorados de nuestros coches?

Teóricamente debería ser así. Además de facilitar la comunicación de los municipios con el centro económico, cultural, social y de servicios de la provincia, ahorraría a la ciudad un problema como de hecho supone que muchos vehículos, además de los ya existentes en la ciudad, lleguen a la capital. En Almería no hay grandes distancias, goza de una climatología espléndida y contamos con un transporte público que funciona adecuadamente, como he dicho, por lo que el uso del vehículo en muchas ocasiones no está justificado. Según la UE, casi la mitad de los recorridos que hacemos en coche por cualquier ciudad no llegan ni a los tres kilómetros, una distancia que puede hacerse por otros medios alternativos. Hablo en términos generales, es evidente que en el caso de grandes familias, por ejemplo, no hay trasporte público que se pueda comparar al coche propio, ni siquiera en el precio.

¿Consideras que nuestras ciudades están preparadas para facilitar la movilidad a pie? ¿Qué barreras y qué facilidades encuentras en este tema?

En los últimos ocho años la ciudad de Almería ha dado un paso cuantitativo y cualitativo respecto a esta cuestión. El ciudadano ha ganado espacio con la peatonalización y semipeatonalización de más de cuatro kilómetros de calles. Se ha ampliado notablemente este perímetro consiguiendo un centro moderno, adaptado a los nuevos tiempos y necesidades que plantean los ciudadanos y que, además, ha ayudado a la reactivación del comercio tradicional. Para favorecer la movilidad se ha completado la actuación con una reordenación del tráfico y la entrada en servicio de cerca de 3.000 nuevas plazas de aparcamiento,  cinco parkings públicos y una inversión de más 30 millones de euros.

Todos los estudios indican que una de las razones que impiden un despegue mayor del uso de la bici como medio de transporte son los numerosos robos que se producen. ¿Qué medidas defiende tu partido para mejorar esa seguridad?

Partimos de la base de que no podemos poner a un policía detrás de cada ciudadano para evitar comportamientos incívicos. Todas las medidas y esfuerzos que se hacen para reducir este tipo de acciones son pocas. Pero son numerosos los actos que atentan contra el mobiliario urbano, que no sólo dañan la imagen de cualquier ciudad sino que perjudican a la mayor parte de los ciudadanos. Es una cuestión de educación, pero resulta desalentador enfrentarse a este tipo de actos, ya que son continuos, como los esfuerzos que hacemos por mantener el mobiliario urbano, especialmente a nivel económico. Hay que seguir confiando en la colaboración ciudadana para el mejor cuidado y mantenimiento del entorno en el que vivimos. Es un tema de urbanidad y de conciencia cívica y en ello debemos aplicarnos todos. En cualquier caso, no considero que ese sea el motivo de la no implantación masiva de la bicicleta en Almería, no creo que en otras ciudades este problema sea menor y la gente ha tomado la bici de forma masiva. Estoy convencida de que, en gran medida, es porque es más fácil moverse en bici en una ciudad sin cuestas, llana y regular, por lo menos esa es mi experiencia.

¿Qué papel deben jugar el coche privado en la movilidad? ¿Crees necesarias medidas para reducir su uso? ¿Cuáles?

Es una realidad el incremento del parque móvil que se viene produciendo en las ciudades. En los entornos urbanos la calidad de vida y la salud de la población están íntimamente ligadas al uso del coche. Los esfuerzos para reducir ese crecimiento pasan, además de por una mayor concienciación social, por el fomento del transporte público o aumentar el protagonismo de la bicicleta en la ciudad, un compromiso que nuestro partido incluye en su programa electoral municipal. Nosotros apostamos por el uso de medios de transporte saludables y compatibles con el medio ambiente, por abrir nuevos kilómetros de carril bici, además de interconectar los más de 34 kilómetros existentes ya en toda la ciudad, 32 más de los que había hace ocho años, cuando el Partido Popular llegó a la Alcaldía. 

¿Consideras que la Zona Azul u ORA es una medida que ayuda a la mejora de la movilidad de las ciudades? ¿Por qué? ¿Crees que podría haber alguna otra alternativa?

Ese es su principal objetivo, lejos de ser una medida recaudatoria pretende conseguir regular y facilitar el aparcamiento al ciudadano en aquellas zonas especialmente demandadas, bien por ser comerciales, bien por ser sede de distintas administraciones. El hecho de que el aparcamiento no pueda durar más de dos horas en una determinada zona facilita la rotación para las gestiones, pero necesariamente obliga a buscar alternativas a los que no vamos a esas zonas únicamente de paso. Lo que en principio es, sin duda, molesto debe acabar en que los usuarios busquemos alternativas.
Este tipo de aparcamientos están establecidos en el 99% de las capitales de provincia, hay estudios que inciden en que hoy en día se parte de su necesidad básica en el diseño de políticas de movilidad y que ésta es una medida necesaria, pero no suficiente, para tratar de intervenir en el problema de la movilidad urbana, y por tanto, en el tráfico y sus problemas. Hay que conseguir que el sistema funcione en beneficio de la movilidad.